Relato de una compañera: ¡Entiendan “Pro – Feto”! El aborto no es un deporte ni un juego.

Mi postura frente al aborto es clara, soy de las que ocupa el pañuelo verde sin miedo, sin embargo nunca tuve pensado escribir en mi blog sobre esto ya que no he tenido experiencias propias ni cercanas, y tampoco quería caer en el cliché de “Por qué el aborto libre debe ser legal, seguro y gratuito” para que se metieran pro fetos a tirarme veneno en los comentarios justificándose en “Dios” y “la vida que esta por nacer” de la cual ellxs no se encargarán, preocuparán y menos cuidarán.

Todo cambió cuando días atrás una vieja amiga me escribió ofreciéndome que publicara en mi blog su historia sobre un embarazo no deseado y posterior aborto espontáneo. No me negué luego de leerla.

Contextualización: Relato contado en primera persona por Sofía, una hermosa y talentosa veinteañera universitaria que experimentó un aborto espontáneo unas pocas semanas atrás:

Estimada, si algún día tocas el tema del aborto en tu blog me gustaría comentarte una experiencia, es que me pasó algo súper fuerte y como que pensé demasiado respecto al tema y lo fuerte que es el proceso que debe vivir una mujer al abortar.

…Ufale, para mi fue tremendo.

Mi postura frente a la maternidad la tengo clara, quizás algún día quiera ser madre, ya sea yo engendrar o adoptar. No lo sé, pero no me considero una persona emocionalmente estable o madura por ahora para llevar el peso de lo que significa tener y criar a un humano, entonces como que filo, si es un proyecto, que sea a largo plazo.

Siempre he sido re cuidadosa respecto a mi cuerpo y como vivo mi sexualidad, actualmente tengo una pareja con la que llevo bastante tiempo, es un vínculo re bueno con mucha comunicación y confianza.

Resulta que esta semana me empecé a sentir muy mal, soy de periodos menstruales regulares entonces no entendía qué onda, eran dolores fuertes, semejantes a los que tengo antes del periodo pero me faltaban dos semanas para que me llegara; dije “filo debe ser el estrés”.

El estrés tuvo que ver, pero no en mi periodo, si no que en un embarazo. Quedé pésimo, estaba teniendo un aborto espontáneo y no sabía que estaba embarazada. Fui a urgencias, atendida, revisada y tratada. La verdad es que en urgencias el trato fue impresionantemente rápido sólo porque la chica que me acompañó es obstetra y tenía contactos, de lo contrario no se que habría pasado. Además fui a un Cesfam (Centro de Salud Familiar, es gratis pero es un establecimiento sólo de atención primaria) porque por isapre no sé cuánto me hubiesen cobrado. A mi, la señora que me atendió solo me cobró implementos como jeringas y esas cosas, además tampoco sé si es que te deben cobrar algo.

Filo, pasó y menos mal que fue así, me ahorré plata y mayores complicaciones pero después me entró el bajón y me puse a pensar en lo complicado que debe ser tomar la decisión de un aborto. La gente debe entender que no es por jugar, es porque no hay plata para tener un hijo, porque estás sola, tienes miedo, no era parte de tus planes, no sé; no es un juego, no es una decisión al azar, se pone en riesgo tu salud mental y física y es un proceso que no se puede vivir para nada sola. Necesitas sentirte acompañada, motivada para dar el paso de tomar o no la decisión y de sentirte libre y tranquila al tomarla.

No sé en que te puede servir la experiencia pero necesitaba comentarlo. Es fuerte la verdad.

Y ahora, yendo a un punto a parte y específico sobre lo que es un aborto espontáneo: ¿Qué pasa si quería tener a esa cría? Debe ser fuerte también en las mujeres que esperan un bebé y lo pierden, ellas igual necesitan de ese apoyo.

Toda esta experiencia sólo re afirma mi postura de que el aborto sí es una cuestión de nosotras, es un tema nuestro, que pasa todos los días, intencional o involuntariamente, poniendo en riesgo nuestras vidas. Sin importar el motivo es algo que debe dejar de ser tabú y penalizado, hay que acompañar realmente en el proceso previo y posterior.

En Chile a pesar de ya haberse despenalizado el aborto en tres causales (riesgo de vida de la madre, violación o inviabilidad fetal) nos falta mucho por avanzar, los procedimientos aún son irregulares y cierto rector de una universidad del país con mucho poder y contactos logró introducir la opción de “objeción de conciencia” dentro de la ley para médicxs que no quieran realizar abortos, el porcentaje de objetores es tremendo en el país por lo que en muchos casos se le niega a las mujeres el derecho de ser atendidas por no disponer de médicxs que si realicen abortos en los establecimientos. Desde aquí nació una pregunta que me vi obligada a hacerle a mi compañera, ya que yo no estaba segura como se realizaban los procedimientos en caso de producirse abortos espontáneos, había escuchado que hacerse “raspados” también contaba como ilegal y que a muchas mujeres no las atendían en la salud pública y debían trasladarse a centros privados y pagar una millonada para que les sacaran el bebé muerto de adentro.

Tengo una duda gigantesca, ¿al final te hicieron como un “raspado”?

Claro, pero fue mínimo, es que cuando tienes pocos meses, en mi caso 1 mes aproximadamente, es mas fácil que tu cuerpo expulse todo solo y no te des ni cuenta, entones te hacen un chequeo, una ecografía y hacen el procedimiento para extraer cosas.

En mi caso al menos, me sacaron muestras para descartar problemas mayores del útero y confirmar que sólo fue por estrés.

Por lo que investigué hablando con otras compas con experiencias cercanas parecidas, en los establecimientos de salud pública cuando no existen médicxs no objetores les dicen a las mujeres que no las pueden atender y que tienen que botar solas al embrión o feto muerto. Esta práctica es gravísima, porque una mujer sin los contactos necesarios ni el poder adquisitivo suficiente para pagar una clínica privada se ve obligada a quedarse con esa cosa dentro de su útero y sufrir incluso una muerte por septicemia. La otra opción es acudir donde “la señora amiga de la prima de la amiga del vecino” que práctica abortos clandestinos y morir desangrada o por una infección.

Si esto no ha sido suficiente para hacer cambiar el modo de pensar de algunas personas, entonces no sé que más se puede hacer desde mi posición.

Ustedes, ¿Que opinan sobre la despenalización del aborto?, ¿Debería ser este libre, seguro y gratuito?.

Saludos y buena semana.

Ilustración por Ro Ferrer